Seguinos en

Nacionales

Llevar leche para sus molinos

Opinión. Por Walter Anido (Especial para La Verdad Mercedes)

La Verdad Mercedes

Publicado

Está claro que no resulta fácil informarse en la Argentina. Uno supone que esto debe suceder en el resto del mundo y por diferentes razones. Esas serían el crecimiento de los medios digitales y esencialmente la fuerte penetración que han logrado las redes sociales. Por lo tanto, ante algunas informaciones cruzadas en relación a un tema en particular, consideré oportuna la decisión de escribir sobre el aumento de la leche. No, perdón, no aumenta la leche. Es más, bajará el precio de la leche. Esas eran las sensaciones que tenía cualquier ciudadano dependiendo del medio o el artículo que estuviese eligiendo para esa difícil misión que era informarse. Y en rigor, ninguno de ellos estaba mintiendo, aunque no estaba dando una información completa.

Más interés me generó el tema tras escuchar en la mañana de FM Santa María cuando un empresario de la industria láctea respondía ante la pregunta sobre el tema que no tenía en claro cómo sería la futura aplicación del IVA. No dudo en que el CEO de una empresa láctea de las más importantes de la región esté bien actualizado, de hecho lo demostró en la continuidad de esa entrevista, pero se me ocurre que también lograron confundirlo o saturarlo. Si lo hicieron con alguien que verdaderamente debe interesarse por el precio que tendrá la leche es de imaginar que podemos haber entendido los que somos en definitiva tan solo consumidores finales.

En concreto, el Gobierno Nacional ha hecho una propuesta para introducir modificaciones en el Impuesto al Valor Agregado (IVA) que se cobra a las leches. Esa propuesta hará que algunas leches que tenían el 0 % pasen a pagar el 10.5 % y otras que tenían el 21 tengan que pagar el 10.5 %. Resultaba entonces más efectivo en términos de información, determinar cuáles eran unas o cuales otras para tener el máximo rigor periodístico a la hora de entregar la información a la sociedad. Pero nos estamos acostumbrando en los medios (por supuesto que uno se incluye), a intentar llevar leche… digo agua, para nuestros molinos.

Veamos un claro ejemplo. La agencia oficial de noticias Télam destacó que el proyecto del Gobierno preveía una reducción en la alícuota del IVA a la leche del 21% al 10,5%. En tanto el diario La Nación, en línea con otros medios que no tienen demasiada simpatía por la actual gestión, aseguraba que en la ampliación del presupuesto, el Gobierno buscaba gravar la leche con el 10,5% de IVA. Después de los medios aparecen las redes sociales que en tiempos de pandemia han agudizado su perfil incendiario. Insistimos en que ninguna de esas informaciones faltaba a la verdad, pero apenas estaban contando una parte de la historia. No era entonces leche… perdón, información Entera, tal vez resultaba Descremada.

Como todo proyecto, no era más que una intención en la estructura impositiva de las leches y nadie era a esa altura capaz de afirmar si esta determinación iba a tener impacto en las góndolas, pues los productores o empresas del rubro también saben que desde el tambo hasta esa góndola, la mayoría de los procesos están gravados con el 21 % del IVA. Deberán analizar en su estructura de precios con las altas y bajas en el impuesto, cuáles serán los valores que tendrá la leche en el futuro inmediato aunque creen que no se modificará. Dicho sea de paso también existe un programa denominado Precios Máximos que contempla esta situación de los valores. Allí también se controlan esos precios. Y mientras iba tratando de darle un cierre a la entrega de hoy me hace llegar una fuente que la Secretaría de Comercio Interior le labró un acta a la láctea rodriguense porque empezó a aplicar un 3 % a sus productos y los comerciantes lo detectaron. Le pidieron las explicaciones del caso y aseguraron que era un acuerdo de empresarios/clientes. Sucede que los clientes, que son los comerciantes, los empezaron a trasladar a precios.

Pero lo del IVA aún seguía siendo un proyecto. En resumen, la leche aumentará, o para mejor decir, bajará en sus alícuotas. Ninguna afirmación falta a la verdad, pero cada quien la utilizó para llevar agua (leche) para su molino. En el medio la confusión, en el medio la desinformación, que en tantísimas ocasiones deriva en la leche derramada.

Anuncio

Más Leidas

La Verdad Mercedes | Dirección Calle 22, Nº 745, 6600 Mercedes, Bs. As. Argentina | Tel: 54-236-4633465 / 4633610 © 2019 Registro de Propiedad Intelectual Nº 06971444
Edición Nº 669 Director:​ Cdor. Fernando Gastón Ratto | Propietario:​ Arzobispado de Mercedes-Luján